Page 32

Revista_6_Esp

Por tanto, MiFID II seguramente establecerá mayor competencia no tan solo entre distintos tipos de empre-sas de servicios de inversión y entidades financieras para ganarse a los clientes, sino también entre las mismas EA-FIs. Fondos asesorados Una vía de negocio por la que han optado algunas EA-FIs ha sido la de asesorar fondos de inversión de modo que inversores poco dispuestos al pago directo por ase-soramiento pudieran beneficiarse del conocimiento de la EAFI invirtiendo en un vehículo asesorado y por el que la EAFI percibe honorarios de la gestora del fondo. Tal y como parece que se va a trasponer la Directiva, este tipo de empresas deberán optar por el asesoramien-to no independiente para aquellos clientes a los que les recomienden, previa evaluación de idoneidad, invertir en uno o varios de sus fondos asesorados. Si la EAFI es persona física, como ya se ha explicado, le supondrá en la práctica limitar su actividad al asesoramiento no in-dependiente. EAFIs con agentes Una de las limitaciones al crecimiento del sector de las EAFIs, se ha dicho repetidamente, es la imposibilidad de contar con agentes que permitan ayudar a la pro-moción de sus servicios y captación de clientes. Dado que se trata, en general, de entidades de reducida di-mensión, y como el supervisor ha detectado en el pasado deficiencias en el control de la actividad de los agentes en empresas de servicios de inversión de mayor estructura, lo cierto es que por ahora no se ha visto indicado permi-tir que las EAFIs puedan contratar agentes vinculados o meramente prescriptores o presentadores de clientes potenciales. MiFID II no impide que las EAFIs, como empresas de servicios de inversión que son, puedan tener agentes por lo que, ante la insistencia del sector, esta posibilidad está en estudio de cara al anteproyecto de Ley que deberá trasponer la Directiva. Desde luego que, en caso de ver respuesta positiva, muchas EAFIs contarán con una im-portante vía de crecimiento y consolidación aunque de-ban reforzar su unidad de cumplimiento normativo y su control interno para prevenir malas prácticas. Preparadas, listas… ¡ya! En conclusión, MiFID II desembarcará en 2018 con un refuerzo de los requisitos para garantizar al inversor es-pañol que recibe un asesoramiento financiero de la más alta calidad. Las EAFIs se han preparado y seguirán ha-ciéndolo para estar listas cuando entre en vigor la Di-rectiva y dependerá de si las peticiones del sector son atendidas, por lo menos parcialmente, para que su con-solidación como entidades de referencia en el panorama inversor español sea una realidad. Que el inversor tenga una amplia oferta donde elegir, y no unas pocas entidades grandes y poco diferenciadas, como sucede con las entidades financieras, es algo que no puede ser más que una excelente noticia en un país necesitado de un asesoramiento financiero de calidad. ASESORAMIENTO LAS EAFIS QUE ASESOREN FONDOS DEBERÁN OPTAR POR EL ASESORAMIENTO NO INDEPENDIENTE PARA LOS CLIENTES A LOS QUE RECOMIENDEN INVERTIR EN ESOS VEHÍCULOS 32


Revista_6_Esp
To see the actual publication please follow the link above